Esther (52 años)

«En el hospital me dijeron que para hablar con la psicóloga había una lista de espera de 3 meses. Me pareció demasiado y, buscando por internet, llegué a Psicología en Cáncer. Hice la primera sesión al cabo de 3 días».