A veces una persona decide pasar el cáncer sola. Puede ser para no causar preocupación en el entorno, o por no tener que dar explicaciones. Es una decisión personal que, en general, hay que respetar. En este artículo hablamos de los motivos por los que una persona quiere pasar el cáncer sola, de las reacciones del entorno familiar y social, y de las ventajas e inconvenientes de esta decisión.

Pasar el cáncer sola - Psicología en Cáncer

Foto: “Being single” (Huffington Post)

Por qué una persona querría pasar el cáncer sola

La decisión de pasar el cáncer sola no es habitual, pero algunas personas tienen esta voluntad. No tiene porque significar que la persona se aísle del entorno. A menudo sólo es que quiere vivir la enfermedad y el tratamiento en la intimidad. Es importante respetarlo tanto como sea posible o, al menos, negociar cómo se puede hacer porque ni esa persona ni su entorno se sientan incómodos. Entre los motivos para pasar el cáncer sola hay estos:

  • Evitar que el cáncer sea el único tema de conversación. Con la voluntad de ayudar se puede preguntar, a una persona con cáncer, por su estado. Pero quizás al final es tanta gente que se lo pregunta, que se convierte en el único tema en el que puede pensar a lo largo del día.
  • Evitar que corra la notocia. Apesar de que el estigma asociado al cáncer se ha eliminado bastante en los últimos años aún hay personas que pueden querer que la noticia no corra. Por ejemplo, por miedo a quedarse sin trabajo o por no querer dar explicaciones a nadie.
  • No tener influencias a la hora de tomar decisiones. Es habitual dar consejos a los demás, con toda la buena intención. Aconsejamos tomar o dejar de tomar algo, cambiar de médico, empezar o abandonar un tratamiento… Y no pensamos que tal vez la persona quiere tomar la decisión sola. Incluso no pensamos que el consejo, por más buena intención que tenga, puede tener efectos negativos sobre el tratamiento.
  • No tener que cargar con la preocupación de los demás. La persona que tiene cáncer sabe que los demás se preocuparán. Es normal. Por lo tanto puede decidir que ya le costará demasiado manejar la enfermedad y el tratamiento como para, encima, tener que llevar a los hombros el hecho de que los demás estén preocupados.

Cómo decirlo a la familia y amigos

Quiero pasar el cáncer sola - Psicología en CáncerEsto de decir al entorno “Quiero pasar el cáncer sola” no es fácil. Es probable que a las personas de alrededor les cueste de entender y de aceptar. Puede que se sientan excluidos y que, el hecho de no saber, les genere más preocupación. O que piensen que no los consideramos capacitados para ayudar. Una posible solución es decirles que el motivo de pasar el cáncer sola no tiene nada que ver con ellos.

Si la persona con cáncer les explica por qué ha tomado esta decisión y les garantiza que, en caso de necesidad, pedirá ayuda, los familiares y amigos se suelen quedar más tranquilos. También es importante que sepan que esta decisión se ha tomado después de un tiempo de reflexión. Es decir, que querer pasar el cáncer sola no es por un miedo relacionado con la enfermedad, por ejemplo, o una decisión repentina. En caso de que el entorno más próximo ni siquiera conozca el diagnóstico de cáncer ya no es necesario dar ninguna explicación.

Cómo suele reaccionar el entorno

La primera reacción suele ser de oposición. Los familiares y amigos no aceptan que alguien con una enfermedad la pase sola. Detrás de esta reacción está la percepción de falta de control: ven que la persona que tiene cáncer lo pasará mal y que ellos no podrán hacer nada. Además les preocupa la falta de información. Por eso intentan convencerla de que se deje acompañar durante el proceso.

Puede ser de interés el artículo “Mi amigo tiene cáncer: ¿cómo le ayudo?

La clave es que vean que mantenerse al margen es, precisamente, la manera que tienen de ser útiles. La ayuda que necesita una persona con cáncer es variable y, a veces, pasa por la soledad. Entender que el paciente estará mejor solo que acompañado ayuda a la comprensión por parte del entorno social.

Después puede haber intentos de negociación: que esta soledad sea sólo parcial, que se pueda hablar del tema, por ejemplo, una vez a la semana, etc. Queda en manos de la persona con la enfermedad decidir cómo quiere hacerlo. Llegar a un acuerdo satisfactorio para todas las partes también ayuda a calmar la ansiedad.

Finalmente suelen aceptarlo, por respeto a la voluntad de la persona afectada. Pero eso no evita que de vez en cuando pregunten como está, o quieran saber si aún prefiere pasar el cáncer sola. Forma parte de la psicología de las personas preocuparse por sus seres queridos.

Ventajas e inconvenientes de pasar el cáncer sola

Pasar el cáncer sola - Psicologia en CáncerEvidentemente tomar esta decisión tiene ventajas e inconvenientes. Conviene tener en cuenta a la hora de valorarla. Las ventajas son la sensación de tener un mayor control sobre la enfermedad y el tratamiento, y que la toma de decisiones queda libre de influencias. También se ahorra sufrimiento a los demás, si no saben que alguien cercano tiene cáncer.

Entre los inconvenientes destaca la dificultad de manejar la situación en la soledad. Numerosos estudios demuestran que el apoyo social reduce el malestar asociado al cáncer, además de ofrecer un soporte técnico importante. También se corre el riesgo de que ante una necesidad grave y urgente no se tenga nadie con quien contar.

El cáncer y su tratamiento pueden provocar efectos secundarios importantes, que limitan la calidad de vida y las actividades diarias. La fatiga es uno de los más destacados. Contar con alguien que pueda ayudar es bueno para reducir estos efectos. Sobre todo si hay cargas familiares o responsabilidades ineludibles.

Cómo podemos hacer que pasar el cáncer sola sea más fácil

Podemos dar no toda la información, pero sí una parte. Como decíamos, hacerlo ayudará a calmar la ansiedad de las personas que conocen el diagnóstico pero sienten que no pueden hacer nada.

No nos olvidemos de pedir ayuda cuando sea necesario. Previamente da cierta tranquilidad saber que si, eventualmente, pasara algo, tenemos alguien con quien contar. Y cuando nos encontramos con esta situación sentirnos acompañados ayuda a hacer que sea menos difícil. En este sentido, lo que podemos decir al entorno es “Ahora necesito vivir esto sola, pero me gusta saber que puedo contar contigo en un momento de necesidad“.

Confiar en los profesionales de la salud que nos llevan el tratamiento también contribuye a dar tranquilidad. Para la persona que decide pasar sola el cáncer estos profesionales (médico, psicólogo, enfermero/a, etc.) se convierten en un puntal de confianza y seguridad.


Muchas gracias por leer este artículo y compartirlo con sus contactos. Si quiere puede dejar un comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.