La cancerofobia es el miedo irracional y sostenido a tener un cáncer, o a que un tumor anterior se reproduzca. Nos hace tener ansiedad cuando debemos hacernos pruebas médicas, o nos hace buscar información de manera excesiva. La fobia al cáncer afecta negativamente el bienestar y la calidad de vida de quien la tiene. Este artículo habla de la cancerofobia y de cómo se puede manejar.

Cancerofobia - Psicologia en Cancer

Qué es la cancerofobia

La cancerofobia es el miedo irracional a tener un cáncer, que se mantiene en el tiempo y con una intensidad problemática. Irracional no significa que no haya motivo para tener miedo, sino que la misma persona admite que este miedo es exagerado -aunque esto no evita que lo tenga-. Este temor causa un malestar importante y un deterioro de las actividades de la vida diaria, en el campo personal, profesional o social. La cancerofobia la pueden tener tanto personas que nunca han sido diagnosticadas de cáncer, como personas que ya han tenido la enfermedad en el pasado y temen haber recaído.

El miedo es una emoción básica que, cuando es poco intenso, nos puede ayudar en algunas situaciones. Por ejemplo, si nos vemos rodeados de fuego, el miedo nos ayudará a escapar. O cuando tenemos un examen, la ansiedad hace que estudiemos más. Pero cuando el miedo es muy intenso o dura demasiado, deja de ser una ayuda y se convierte en un problema. Es lo que les pasa a algunas personas cuando se preocupan por si pueden tener cáncer.

La cancerofobia tiene semejanzas y diferencias con la hipocondría. La hipocondría es el miedo a tener una enfermedad grave a partir de un síntoma cuya importancia se ha sobredimensionado. Es decir, lo que da miedo no es el síntoma sino la enfermedad que pueda haber detrás. Pero en el caso de la cancerofobia el miedo se limita al cáncer.

Com veremos a continuación, la cancerofobia se suele manifestar de dos maneras distintas.

La cancerofobia que se vive como evitación

Uno de los trastornos de ansiedad más habituales en la población son las fobias específicas. Las fobias específicas son miedos muy intensos ante objetos o situaciones concretas, que hacen que evitemos a toda costa estos objetos o situaciones, o bien que los soportemos con una gran ansiedad si no tenemos más remedio. Cuando nos encontramos ante lo que nos da miedo, intentamos huir corriendo. Es lo que ocurre con la acrofobia (miedo a las alturas) o con la claustrofobia (miedo a los espacios cerrados).

Síntomas de la fobia al cáncer - Psicologia en Càncer

Las personas que tienen cancerofobia y la viven como evitación, se niegan a ir al médico por temor a que les dé una mala noticia. Prefieren vivir con la duda antes que enfrentarse a un diagnóstico. Pero al mismo tiempo admiten que vivir con la duda no les resuelve la ansiedad. Es decir, no van al médico por miedo, pero el hecho de no ir tampoco les quita ese miedo.

Estas personas también pueden evitar el contacto con pacientes oncológicos, por miedo al contagio. En realidad el cáncer no se contagia, pero piensan que estar cerca de alguien que tiene la enfermedad aumenta el riesgo de que también la desarrollen. También se suele producir una obsesión con la prevención: seguir unos hábitos de dieta excesivamente rígidos, evitar la exposición al sol, etc.

La cancerofobia que se vive como obsesión

En cierto modo esta forma es la contraria a la que se vive como evitación. El miedo al cáncer se experimenta con la búsqueda obsesiva de información. Obsesiva significa que la búsqueda de información ocupa una gran parte del tiempo. Es lo que ocurre en personas que están horas buscando síntomas en internet, estudiando los resultados de sus analíticas, o consultando muchos médicos diferentes. Están tan convencidas de que tienen cáncer, que no se creen las evidencias (o los expertos) que les dicen lo contrario. Pero, como en el caso anterior, la búsqueda obsesiva de información tampoco les calma el miedo.

¿Por qué ocurre esto? La ansiedad es una trampa del cerebro. Cuando algo nos preocupa mucho, nuestro pensamiento se focaliza en ello. Sólo vemos aquello, y sólo prestamos atención a la información que nos lo confirma. Aunque tengamos evidencias objetivas que dicen que no tenemos cáncer, desviamos la mirada y seguimos buscando, porque necesitamos confirmarnos a nosotros mismos de que “teníamos razón“.

Lo que pasa es que los contenidos de internet no siempre son fiables, y los usuarios cada vez utilizan más la red para buscar información sobre la salud. Internet es un espacio abierto, en que todo el mundo puede escribir lo que quiera. Y algunos de estos contenidos son erróneos o, a veces, incluso, malintencionados. Cuando una persona con cancerofobia lee un “testimonio” de alguien que tenía el mismo síntoma y resultó ser un cáncer (aunque la relación no sea exacta), puede cometer el error de tomarlo como prueba de diagnóstico.

La mejor fuente de información sobre la salud, las enfermedades y las pruebas diagnósticas son los profesionales de la salud.

Cómo podemos reducir esta ansiedad

La ansiedad, además de la preocupación más psicológica, puede desembocar en síntomas físicos como palpitaciones, tensión muscular, dolor de cabeza, fatiga, náuseas o insomnio. Incluso algunas personas atribuyen estos síntomas a un posible cáncer, sin saber que son fruto de su propia ansiedad. Pero el impacto que tienen sobre la salud, el bienestar y la calidad de vida, justifican que intentemos remediarlo.

Cómo tratar el miedo al cáncer - Psicologia en Cáncer

Lo primero que se puede preguntar a ella misma la persona que tiene un miedo muy intenso a tener cáncer es: “Lo que estoy haciendo para calmar este miedo, ¿me ayuda, o hace que tenga todavía más?“. Si preguntar al médico, o buscar información calma el miedo, o bien se hace pruebas y los resultados son normales, y la persona se tranquiliza, probablemente no será necesario hacer nada más. Como decíamos al principio, una ansiedad leve puede ayudar a mantener un estilo de vida saludable que ayude a prevenir el cáncer.

Pero si la ansiedad continúa, hay otras cosas que se pueden hacer:

  • Relativizar el riesgo de tener cáncer: La probabilidad de tenerlo nunca es del 0% ni del 100%.
  • Relativizar los cambios en el estilo de vida: El estilo de vida saludable puede reducir el resgo de tener cáncer, pero no lo elimina del todo. Las ventajas de un estilo de vida excesivamente rígido no compensan las dificultades de mantenerlo. Hacer una vida sana en términos generales puede ser suficiente para reducir el riesgo.
  • Buscar información útil y de fuentes fiables: El médico es quien mejor nos puede indicar dónde encontrar información de calidad.
  • Hacerse un seguimiento médico regular (por ejemplo, un chequeo al año).

Cuando conviene consultar a un profesional de la Psicología

Es una buena idea consultar a un psicólogo cuando la persona ve que, con todo lo que hace, la preocupación no desaparece. O bien cuando esta preocupación se vive con un gran malestar del que no sabe cómo salir. También cuando por culpa del miedo comienza a tener problemas en el trabajo o restringe sus actividades.

Es importante dar a la cancerofobia la importancia que tiene como problema para quien la sufre. Que este miedo se considere exagerado por la propia persona, no significa que no necesite una solución.


Si quieres hacer alguna pregunta o comentario, te responderé personalmente. ¡Muchas gracias por leer y compartir el artículo!

Si quieres ponerte en contacto conmigo de forma privada y condifencial, puedes hacerlo por estas vías:

Teléfono (+34 644298759)

WhatsApp (Acceso directo a un click)

Chat (Acceso directo a un click)

E-mail (Acceso directo a un click)

Este artículo tiene 42 comentarios
  1. Hola mi historia es larga pero ha e años padeci ansiedad que sobrellevaba con medicamentos controlados después de embarazarme y tener a mi primera hija comencé a hacer yoga y pude vencerla.
    Me embarace hace poco cosa que me costó mucho trabajo por algunos problemitas con mi cuerpo. A los cinco meses le detectaron una condición a mi bebé que le impediría la vida en la tierra. Nos sugirieron interrumpir el embarazo y así lo hicimos, ví a mi bebé nacer y estuvo vivo por unas horas, lo abrace y murió después de ese tiempo.
    Después de eso entre dos veces más a quirófano por unos miomas que me causaron hemorragias. Realmente ah sido muy agotador todo, he tratado de estar fuerte y sobrellevar la situación obviamente por mi hija y mi esposo. Pero siento que ya no puedo más, la ansiedad volvió y con más fuerza, solo recuerdo el trauma de ver fallecer a mi bebé me mata. Ya no soy la misma me siento muerta por dentro, y todo el templo siento que tendré cáncer de todo, ahora estoy pensando en el cáncer de mama por un dolor que tengo de ese lado, mi Dra es muy amable y siempre resuelve mis dudas, le he comentado y dice que no debo preocuparme pues es por el tratamiento hormonal que estoy llevando. Pero no puedo dejar de pensar en eso! Está acabando con mi vida, mi esposo nos llevó de vacaciones y no pude disfrutar por mis ideas y pensamientos invasivos. Sigo haciendo yoga pero parece no funcionar mucho! Realmente estoy cansada 🙁

    1. Hola Montse. Muchas gracias por su comentario. No puedo ni imaginarme cómo de difícil habrá sido para usted pasar por todo esto. La ansiedad, cuando es muy intensa, puede llegar a dominar la vida de forma completa, y más con estos traumas que cuestan de olvidar. Comprendo que ahora todo ello marque la forma como usted se ve a si misma. El seguimiento médico permitiría que, en caso de aparecer un cáncer (algo que puede ocurrir a cualquier persona), se detectara de forma relativamente rápida. Pero aún así usted merece vivir en paz y sin que esta ansiedad sea tan difícil de manejar.
      Por eso estoy a su disposición para ayudarla en lo que necesite, y le agradezco de nuevo la confianza y la valentía para explicar algo tan personal.

  2. hola, a los 10 años de edad me pegaron con una piedra en la cabeza, ahora tengo 25 y siempre creí q ese golpe me iba a dar un tumor en la cabeza, es en la parte de atrás arriba, tengo una cicatriz blanca nunca me volvió a salir cabello ahi, pero es algo pequeño, nunca le conté a nadie hasta q me puse mal de la salud, me hice un tac simple, una resonancia, y un tac contrastado, sale todo bien, los radiólogos, un neurólogo y un neurocirujano dicen que no tengo nada de tumores, pero eso me ha generado un estrés en el cuello, que me traquea siempre cuando muevo la cabeza para lado y lado, es como una tensión que me obliga a hacer ese movimiento de cuello, y a veces la herida me duele por ej cuando me acuesto boca arriba, fui donde dos psicólogos y un psiquiatra, me dicen q es ansiedad, y me mandaron unas pastas para controlar la ansiedad y resulta q yo combine esas pastas con alcohol, porq el alcohol era mi único escape y hace unos meses me descubrieron una arritmia cardiaca supraventricular, el cardiólogo dice q no es tan grave, q eso da por dormir mal, no hacer deporte, estrés y mala alimentación, y si resulta q a raíz de ese pensamiento de tener un tumor, dormir mal y deje de hacer deporte y comía mucha comida chatarra entonces ahora estoy haciendo ejercicio, durmiendo de noche, y comiendo bien pero lo del cuello no me pasa, necesito q me ayuden urgente

    1. Hola Camilo, muchas gracias por su comentario. Una vez que las pruebas indican que no tiene ningun tumor se puede buscar la causa del problema en el cuello. Eso es el médico quien le puede decir de qué se trata. De todos modos, como indica este artículo, es posible que su ansiedad esté contribuyendo al síntoma (lo cual no significa que el síntoma no exista, ni que usted esté exagerando). Es muy bueno que haya empezado a hacer ejercicio y a comer bien: esto debería ayudarle a reducir la ansiedad. Si de todos modos no logra controlar esta preocupación, no dude en contactar conmigo para ayudarle.

      1. necesito ayuda, si tienes wapp seria muy bueno comunicarme por ahi con ud, necesito un tratamiento integral para curarme de esto, me recetaron unas pastas llamadas metropolol porq dice el cardiólogo q tengo una arritmia cardiaca supraventricular, es q se me acelera el corazón y latidos irregulares, dolor en el pecho, lo del cuello, es muy feo vivir con esto. ayuda

        1. Hola Camilo. Por supuesto, podemos hablar por WhatsApp en el (+34) 644298759. De todos modos tenga en cuenta que WhatsApp ayuda a resolver cuestiones sencillas y rápidas. Para temas que requieran un estudio a fondo o terapia, sería mejor concertar una visita, por ejemplo, mediante Skype (videoconferencia con el ordenador o el móvil).
          Estoy a su disposición para ayudarle en lo que pueda.

  3. Buenas noches, me siento bastante identificado con este artículo, todo empezó hace unos 5 años cuando estaba en el cine, de repente empeze a temblar y sentía que me ahogaba por lo que salí de la sala, me llevaron al médico y de esta manera me calme, pero desde entonces no dejó de tener de padecer esta y otras enfermedades graves, últimamente e sentido un dolor en la garganta, por ocasiones siento que se me cierran las vías respiratorias además de sentir un cuerpo extraño en el cuello y dolores en el pecho, ya ha ido con dos médicos y me dieron diagnosticos que no indican que tenga algo grave, pero aún así pienso que se equivocaron o que no me hicieron los exámenes suficientes, leo artículos en Internet y en cuanto veo algún síntoma que coincide con el que siento, relacionó esto con mi caso, enserio estoy cansado de esto y mis padres también lo están, me siento muy agotado y también parece que nadie me comprende

    1. Hola Ronaldo, muchas gracias por su comentario. Por lo que explica, la primera vez (en el cine, hace unos 5 años) esto le vino de forma inesperada. Posteriormente se ha repetido otras veces pero los médicos no creen que sea algo grave. Puede que esté usted tan convencido de que tiene algo, que solo atiende a la información que apunta en esa dirección (los síntomas) y rechaza la información contraria (los médicos). Es habitual que ocurra esto cuando hay miedo a las enfermedades y a la gente que no lo sufre le cuesta comprenderlo. Le sugiero que haga una cosa: cuando tenga estos síntomas, intente hacer sus actividades normales, concentrándose tanto como pueda (si está trabajando, leyendo, etc). Por ejemplo, si está andando, trate de fijarse en todo: la gente, les coches, el cielo. etc. Cuanta menos atención preste a sus síntomas, antes se irán. Eso no significa que lo que siente no sea importante: desdeluego lo es si a usted le causa preocupación. Pero estos síntomas funcionan así: si les prestamos nuestra atención se aprovechan de nosotros.
      Por supuesto, estoy a su disposición para ayudarle en lo que pueda.

  4. Buenos días;
    Leo y me siento identificada en gran parte por cada uno de estos comentarios. Hace mas de 4 años que vivo con esta angustia, temor, ansiedad; debido a que creo firmemente que moriré de Cáncer. Todo comenzó por el año 2014 cuando mi cuñado de 44 años (Marido de mi hermana, y para mi un hermano mas) fue diagnosticado por segunda ves en su vida de cáncer, padeciendo operaciones quimioterapias y un millón de estudios y episodios de internación falleciendo el 01 de Febrero de este año.
    Mi familia y yo lo acompañamos , sufrimos con el, festejamos cuando las cosas salían bien y lo despedimos con bronca y dolor, sabíamos todo lo que la luchó y lo vimos partir.
    Desde el comienzo de su enfermedad fui reiteradas veces al medico por difrentes malestares, una ves operada de endometriosis, operación que me traumo porq me costaba creer q no era algo maligno. Todo el tiempo busco síntomas en mi cuerpo, LEO Y RELEO ANÁLISIS DE SANGRE, les saco fotos para verlos de vuelta desde mi celular cuando estoy lejos de mi casa y de lo único que deseo hablar es de enfermedades como el cáncer porq deseo saber si otras personas piensan igual que yo. Hace dos meses tengo diarrea y malestares , casi me sacan la vesícula, me sometí a resonancia análisis de sangre ecografias, todos los días es un padecimiento. Soy mamá de Paulina de 5 años y no la estoy disfrutando porq al verla solo pienso que la voy a dejar sola porq mi salud no da para mas. SIENTO DESEOS DE MORIR PARA DEJAR DE SUFRIR Y PADECER.
    OJALA TODOS ENCONTREMOS LA SALIDA A ESTE PADECIMIENTO QUE NO LO DESEO PARA NADIE!!!

    1. Hola Gisela. Muchas gracias por su comentario. Explica muy bien (y desde el corazón) todo lo que vivió con su cuñado y cómo la ha afectado posteriormente pensando que podía tener cáncer. En estas situaciones el miedo ocupa un gran espacio en la vida de una persona e impide el día a día (incluso, como explica usted, interfiere en el amor que se siente por los seres queridos). Es un miedo que se autoalimenta: Al estar convencidos de tener esta enfermedad, cuando se buscan señales y no se encuentran aumenta el miedo, porque “Yo sé que la tengo y los síntomas tienen que estar en alguna parte”. Las pruebas médicas para descartarlo son una herramienta que ayuda a recuperar la calma. Pero cuando no cumplen este objetivo puede que haya llegado el momento de pedir ayuda profesional.
      Por supuesto estoy a su disposición para ayudarla en lo que necesite. Gracias de nuevo por su confianza.

  5. Saludos! En cuestión de tres años he perdido a mis padres por cáncer, mi por pleura y mi madre por linfoma, además el hermano de mi madre está ahora en tratamiento por cáncer de próstata y cáncer vejiga…en este tiempo yo me he engordado bastante me cuesta mucho hacer las tareas diarias, tengo acidez estomacal y dolor muy acentuado en cervical, tengo pánico a que se desarrolle cáncer, todo lo asoció con ello…lo sufro en silencio, tengo miedo a decirlo al medico, tengo 43 años tengo problemas de salud tomando xarelto de continuo por problemas de coagulación y tengo hipotiroidismo . gracias por escucharme

    1. Hola María, muchas gracias por su comentario. Su preocupación es totalmente comprensible: tras haber visto a varios familiares tener cáncer, ahora tiene algunos signos y síntomas y piensa si las enfermedades de sus familiares están relacionadas y si lo que pueda tener usted también tendrá alguna relación. Habitualmente ir al médico en situaciones parecidas a la suya sirve para descartar el diagnóstico de cáncer, a la vez que permite hallar la causa de estos síntomas para buscarles tratamiento y recuperar su calidad de vida. Especialmente en relación al dolor, que es muy incapacitante, aunque es cada persona quien decide qué síntomas son más preocupantes para ella. Lo que hará el médico es buscar si sus síntomas “pertenecen” a una única enfermedad, o si solo han coincidido en el tiempo, para buscarles solución.

      El riesgo de cáncer, por desgracia, nunca se puede descartar del todo. Por eso es comprensible que tenga miedo a ir al médico y que le dé una mala noticia. Algo que podría ayudarla, si decide hacerlo, es ir acompañada por alguien de confianza: así no se sentiría tan sola durante la espera y durante la visita. Si no quiere ir, a veces recomiendo un paso previo: ir a la farmacia, explicar los síntomas y a ver si pueden darle algun medicamento por si sus síntomas se pasan solos en unos días.

      En cualquier caso, recuerde que estoy a su disposición para ayudarla en lo que pueda.

  6. Hola, me siento muy identificado con los comentarios, tengo 33 años y desde los 19 años padezco este miedo.
    Mi preocupación empezó hace muchos años, escuchando a una periodista que tenia cancer de esofago, en ese momento yo estaba con algunas dificultades para tragar. Al relatar los sintomas , dicha periodista comento que le costaba tragar, y a partir de ahi todo fue muy dificil para mi.
    Fui al gastroenterologo, en donde me hicieron una endoscopia, que resulto en una gastristis leve….
    no contento con ello unos años después, volvi con los mismos síntomas, y me volvieron a realizar una endoscopia en donde tenia una pequeña lesión en el esofago, por la acides que era producto de mis propios nervios….hice un tratamiento y repeti la endoscopia, en donde salio todo bien y que el esofago se habia curado….
    esto fue en 2015….
    hace unos meses este miedo incontrolable volvió y otra vez estoy en consulta con el gastro, he ido a la guardia en donde me han hecho análisis de sangre, ecografias gastricas, orina y todo esta en los valores normales….dentro de una semana me hago la cuarta endoscopia…y el pánico me tiene totalmente dominado….voy a terapia hace muchos años…pero es muy difícil de tratar esta fobia.

    1. Hola Alex. Muchas gracias por su comentario. Cuando un miedo no se va es porque usted hace algo que lo mantiene. Eso no significa que sea culpa suya, ni mucho menos. Las fobias funcionan así en todo el mundo. Cuando tiene miedo va al médico y se hace pruebas. En las pruebas sale todo normal, o con resultados de enfermedad más leve que un cáncer (como la gastritis). Y eso le alivia el miedo de forma temporal. Cuando el miedo vuelve, usted recuerda qué es lo que lo alivió anteriormente: ir al médico. Por eso vuelve al médico a hacerse más pruebas. En cierto modo ha aprendido a “escapar del miedo”. Pero la causa de ese miedo sigue allí.

      Dice que va a terapia desde hace muchos años. Si realmente se trata de una fobia (para saberlo tendría que hacer un estudio más completo), tenga en cuenta que las fobias se pueden resolver en relativamente poco tiempo. ¿Su terapeuta está tratando su problema como fobia o cree que es algo distinto?

      Sigo a su disposición para resolverle cualquier duda.

  7. Hola, esto es exactamente lo que me pasa. Todo comenzó por haber estado tiñendo mi cabello con la comercializada y mal llamada “anilina vegetal” entre las jóvenes aquí en Chile. Desde ahí (más de 2 años creo utilizándola) hasta enero de este año, que dejé de utilizarlo, no he podido dejar de pensar que desarrollaré un cáncer en el futuro. Y esto porque cuando fui a la doctora en marzo a pedirle exámenes, esta me miró con cara de decepción y me dijo “yo creo que va a estar todo bien ahora, no te aparecerá nada.. pero ¿quién sabe después? podrías desarrollar un cáncer.” Ese día tuve un tipo de shock traumático, ha sido la única noche que me sentaba dormida de los nervios, lloraba y lloraba…
    Actualmente, todos los días pienso en que me enfermaré, y me obsesioné con mi tipo de dieta y estilo de vida saludable. Estoy encaminandome por el veganismo y hábitos sustentables (libre de químicos en cosmética, perfumería y productos de limpieza) y hago ejercicio en el gimnasio..

    Pienso que de alguna manera me estoy haciendo cargo de cuidar mi cuerpo desde ahora, sin embargo como tu indicas, no hay que sesgarse pensando que la posibilidad de que se presente sea segura, ni lo contrario..

    Fui a psicóloga un tiempo y a pesar de entenderlo todo con claridad, considero que mi comportamiento “saludable” es obsesivo y no me hace sentir satisfecha. Siento que lo hago por evitar algo malo más que promover algo bueno. Ella me hablaba de que yo exageraba los riesgos, pero no puedo evitar pensar que desarrollar esa enfermedad depende de mí y que si no hago nada al respecto, caeré.

    Espero poder curarme pronto de esta ansiedad, no quisiera vivir así siempre…esa no es vida.
    Quiero volver a sentirme plena

    1. Hola Mackarenna. Muchas gracias por su comentario. Ante todo debo decirle que el comentario de la doctora de que “después podrías desarrollar un cáncer” es totalmente inapropiado. Todas las personas estamos expuestas a tener cáncer en el futuro, unas más que otras, pero decírselo a una persona en relación a un producto que ha estado usando no es adecuado (de hecho, no sería adecuado aunque fuera cierto).

      Todo lo que sabemos alrededor de la prevención del cáncer se refiere a poblaciones, y no a individuos. Sabemos que la población fumadora tiene más riesgo de tener cáncer que la población no fumadora, y sabemos que la población que hace ejercicio físico está más protegida ante el cáncer que la población sedentaria. Pero a la hora de trasladar esto a personas individuales, no hay forma de determinar el riesgo exacto.

      El estilo de vida saludable reduce este riesgo, pero no lo elimina del todo. Nadie tiene una probabilidad del 0% ni del 100%. Podemos tomar medidas para reducir esta probabilidad, como no fumar, beber la menor cantidad de alcohol posible, mantener una dieta variada y equilibrada, con pocas grasas animales y abundancia de frutas y verduras y practicar ejercicio físico. Un estilo de vida “perfecto” no elimina del todo el riesgo y puede tener otros costes. Por eso es un esfuerzo excesivo que no garantiza estar protegido ante la enfermedad.

      Desarrollar, o no, un cáncer, depende de muchos factores: algunos podemos controlarlos (como el estilo de vida), pero otros no (como el azar o el riesgo genético). Si además, todas las medidas que usted lleva a cabo no la ayudan a reducir la ansiedad, significa que el problema es más la propia ansiedad que el riesgo de tener cáncer. Por eso se trata de buscar un “equilibrio” entre adoptar un determinado estilo de vida (que no necesita ser perfecto) y aceptar que el riesgo, aunque sea pequeño, siempre existe.

      Le explico esto de modo general, pero si cree que necesita algun tipo de ayuda más personalizada, no dude en contactar conmigo y estaré encantado de ayudarla.

      Gracias por su confianza!

  8. Hola tengo 28 años y llevo meses con diarreas y dolor intestinal me han echo analíticas de sangre heces y colonoscopia… La cuestión es que en la colonoscopia sale el intestino inflamado y pequeñas ulceras… En la biopsia no determina nada de maldad ni ninguna enfermedad… Estoy con un tratamiento para rebajar la inflamación….
    Pero a mí me ha dado por pensar q lo mío es cáncer de estómago… Q no me han echo pruebas suficientes… Mi miedo es padecerlo ya que mi abuelo murió de cáncer de estómago con 50 años… Tengo 28 años y una bebé hermosa y me da miedo el padecerlo, no paro de mirar en internet y de llorar por que pienso que me voy a morir…
    La verdad es que vivo en una angustia total, pero mi digestivo no le dio importancia a que mi abuelo falleciera de cáncer de estómago… No sé que hacer

    1. Hola Ainhoa, muchas gracias por su comentario. Comprendo su preocupación tras la aparición de los síntomas, y más teniendo una niña pequeña. El miedo a que se trate de una enfermedad grave también provoca ansiedad por qué ocurriría con su hija.
      Por su descripción de los síntomas no parece que se trate de un cáncer de estómago, ya que esta enfermedad se manifiesta de forma diferente. Probablemente es por eso que su médico ha descartado ese diagnóstico a pesar de que su abuelo muriera de dicha enfermedad. Las pruebas de cáncer de estómago se hacen cuando la exploración inicial da la sospecha de que podría haberlo, y se encargan pruebas específicas. El posible cáncer con patrón hereditario se estudia cuando ha habido varios familiares con el tumor, no sé si este es su caso.
      En cualquier caso usted también merece que se dé importancia a su preocupación. Así que si el medicamento que toma ahora para desinflamar no le ayuda, le sugiero que vuelva al médico y le explique de nuevo que tiene miedo de que se trate de cáncer de estómago.
      Sigo a su disposición para resolverle cualquier duda, no dude en ponerse en contacto conmigo (en esta página o de modo más privado) si puedo prestarle alguna ayuda más personal.

  9. Hola qué tal. Agradezco mucho la respuesta, en su momento fue de mucha ayuda y ahora que tengo el diagnostico de lo que está pasando (que es algo mucho menos grave de lo que pensaba, aunque no debo dejar de cuidarlo) me siento más tranquila, sin embargo creo que tengo mucho que trabajar con la cuestión de la ansiedad y un poco quizá de hipocondría pues ahora que se despejaron estas incógnitas, he ido sumando nuevos miedos, nuevos síntomas que no puedo dejar de pensar que desembocarán en cáncer. Creo que actualmente necesito tratamiento, no sólo para mi estado físico de salud, sino también para el mental. No sé si en este espacio pueda obtener algún tipo de consulta on line para poder tratar de reducir un poco esta situación. Agradezco mucho la respuesta y que Dios lo bendiga por haberme leído, entendido y por su respuesta tan reconfortante.

    1. Hola de nuevo, Nay. Celebro que el diagnóstico sea más leve de lo que pensaba. Por supuesto estaré encantando de ayudarla via online (por Skype o por email) para reducir sus miedos a los síntomas y a las enfermedades. Por eso me pondré en contacto con usted también por email (nadie más verá el contenido ni su dirección) para concertar una primera visita.

  10. Hola qué tal, buenas tardes, quiero compartir mi caso porque la verdad en estos momentos me siento muy mal y muy preocupada.
    Hace como un mes, comencé a tener la preocupación de tener problemas de tiroides, por lo cual fui a ver a una endocrinóloga que me mandó a hacer estudios de sangre. Ahorita aún no se los llevo porque mi cita con ella la tengo mañana. La cuestión es que más o menos por la misma fecha comencé a sentir como una opresión en la garganta pero pensé que era cuestión de la tiroides. En esta última semana he experimentado un aumento en esa sensación de opresión, tanto que me dificulta un poco pasar los alimentos. Por lo mismo realicé una búsqueda en internet y apareció que una de las cosas que puede originar ese síntoma es el cáncer de esófago.Eso me puso muy mal a tal punto que fui a buscar a un gastroenterologo para platicarle mis síntoma.
    Él me hizo una serie de preguntas y me examinó el cuello, además me mandó a hacer otro estudio que aún no me realizo porque la cita la tengo dentro de una semana. Cuando le pregunté a qué se podía deber la molestia que tengo, me explicó que necesita ver el estudio para saber qué es lo que está pasando, pues de lo contrario me estaría inventando alguna cosa, sólo por decir. Sin embargo agregó que él creía que tenía que ver con una situación de ansiedad.
    En ese momento me tranquilicé un poco, ayer estuve mucho más tranquila a pesar de seguir teniendo la molestia, pero hoy de nueva cuenta estoy desesperada.
    Siento que tengo algún tipo de cáncer, si no de esófago, de tiroides o en su defecto ambos (y lo peor de todo es que siento que son en fases terminales). Además de que este miedo se intensifica al saber que yo, en alguna etapa fui fumadora y que eso puede incrementar los riesgos de padecer algún tipo de cáncer.
    La verdad eso me está generando mucha ansiedad y más aún porque a veces me desespero al tener que esperar una semana o más en hacerme los estudios, ir al doctor y que me de el diagnóstico. El tener que esperar me hace pensar que estoy perdiendo tiempo valioso y que, en caso de tener algo grave, no me lo van a diagnosticar a tiempo por culpa de esas esperas, que para mi son larguísimas.
    La verdad he estado muy mal, muy desanimada, incluso para salir a caminar o hacer ejercicio me cuesta mucho trabajo porque me siento decaída. Casi toda la semana he estado llorando a causa de esto y más porque la incertidumbre, el no saber qué tengo, me hace estar más preocupada.
    Una de las cosas que más me preocupa es no poder realizar tantos planes que tengo en mente ya que soy una persona joven, de 23 años, con muchas ganas de vivir y seguir adelante. También me preocupa lo que una enfermedad como el cáncer hace en las personas y en la familia de las personas. La verdad es que no me da miedo la muerte como tan, sino el hecho de pensar todo lo el impacto psicológico que implica una enfermedad así, tanto para la persona, como para la familia y allegados.
    Mi familia trata de darme ánimos y de tranquilizarme, de hacerme ver que debo tener paciencia pero esto en ocasiones me molesta porque pienso que ellas no saben lo que yo estoy sintiendo con tantas molestias en mi cuerpo.
    En fin creo que fue un comentario bastante largo pero agradezco mucho por la atención ya que de verdad necesitaba desahogarme. Muchas gracias y espero que me puedan ayudar.

    1. Hola Nay, muchas gracias por tu comentario. Has explicado con muchos detalles cómo estás viviendo tu situación, y esto es muy buen para poder recibir ayuda. Hay varios aspectos a comentar:

      • Probablemente al leer mi respuesta ya habrás hecho la visita con la endocrinóloga. Espero que los resultados sean favorables.
      • Es cierto que la opresión en la garganta se puede deber a la ansiedad y que el concentrarse en esta sensación, precisamente, la puede hacer aumentar. Hasta que esta prueba y la de tiroides no tienen resultado, hay un componente de incertidumbre que es muy molesto (hablo de ello en el artículo “Los tiempos de espera en cáncer“)en los que algunas técnicas pueden ayudar a aliviar la preocupación.
      • En el post sobre Cancerofobia menciono que la ansiedad es una “trampa del cerebro”. Es posible que te ocurra esto cuando piensas que tus síntomas se deben a un tumor y, además, que está muy avanzado. Dado que el síntoma, por si mismo, no da información sobre la gravedad (sobre todo en una persona que no ha tenido esta enfermedad previamente), es tu propia ansiedad la que te lleva a tener estos pensamientos tan negativos. Luego, en internet, lee varias causas por sus síntomas y, de alguna manera, “selecciona” la que le dice que puede ser cáncer. Esta es la trampa del cerebro. Es algo que ocurre a todo el mundo con otras cosas además de la ansiedad, pero el saberlo, ya da una pista para contemplar otras posibilidades.
      • También es cierto que los intentos de tranquilización de la familia no siempre ayudan, porque parece que intentan quitar importancia al problema, aunque tengan buenas intenciones. Es una muestra de que están preocupados por tu estado. Puedes probar a decirles cómo pueden ayudarte: ¿Hablando de lo que te preocupa? ¿Hablando de cualquier otra cosa para distraerte? ¿Haciendo alguna actividad en particular? La sensación de ayudar a calmar tu ansiedad, también contribuirá a calmar la suya propia.

      En resumen, se trata de combinar un poco la aceptación de que algo de incertidumbre es inevitable, y probar técnicas para relajarte de la ansiedad. Y considerar si lo que estás haciendo para tranquilizarte a ti misma te ayuda o sólo agrava el problema. Si agrava el problema podemos buscar otra cosa.
      Sigo a tu disposición para resolver cualquier duda!

  11. Buenas tardes,
    A raíz de un susto muy grande con mi padre ( por suerte esta bien), yo he cogido muchisimo miedo a ir al médico, hacerme análiticas y que me digan que tengo un cáncer. Cada dolor que tengo, sea el que sea, barriga, lumbares, cadera…todo me parece que tengo cáncer, busco los síntimas por internet y pienso que me voy a morir. Es horrible! Lo estoy pasando muy mal por qué no disfruto de la vida, son pensamientos repetitivos que me crean muchísima ansiedad y angustia. Siempre he sido una persona muy positiva y nunca he tenido miedo de ir al médico! …. estoy desesperada. Tengo 42 años y dos hijos a los que quiero ver crecer! 😢

    1. Hola Monica, muchas gracias por su comentario. Lo que describe coincide con lo expuesto en el artículo: la cancerofobia que se vive como obsesión. La obsesión son los pensamientos recurrentes que le generan el malestar. Describe sus dolores como algo que viene y se va (con eso no quiero decir que no sean importantes, sino que no persisten ni requieren visita médica). Recuerde que cuanto más atención prestamos a estos síntomas más los notamos. Algo que la puede ayudar de forma específica para la ansiedad es practicar ejercicios de relajación (como los que describe este artículo: https://psicologiaencancer.com/es/relajacion-para-personas-con-cancer/). Si de todos modos quiere analizar su problema de forma más personalizada, puede ponerse en contacto conmigo y buscaremos la solución más adecuada por usted.

  12. Bufff… yo tengo ansiedad generalizada y ahora estoy con un miedo terrible a tener cáncer. El año pasado me operaron de hiperparatiroidismo y me quitaron dos glándulas que tenían adenomas. Pero al parecer el calcio y la PTH siguen altas. Hace unas semanas en una analítica pedida por el endocrino salió la Cromogranina A alta, el endocrino no le dio importancia porque tomo omeprazol por gastritis. Hoy me han hecho otra analítica y estoy muerto de miedo porque también me piden la gastrina y lo peor que no paro leer en internet y puedo tener NEM o síndrome de Zolliger-Ellison… aunque la endocrina no dio mucha importancia a la Cromogranina… en fin porque la Calcotinoma estaba bien… le preocupaba mas la Prolactina alta,…. estoy en un sin vivir.

    1. Hola Pablo. Muchas gracias por tu comentario. Describes muy bien el esfuerzo que dedicas a buscar información en internet, y cómo esto NO te está ayudando a tranquilizarte. Lo cual ya te está dando una pista: Buscar en internet puede ser, en parte, lo que alimenta tu ansiedad. Porque en internet hay de todo, y no siempre es fiable. Por eso te sugiero que resuelvas tus dudas directamente con tu endocrino. Por otro lado, buscar información en internet no es malo por si mismo: así que los médicos te pueden indicar qué páginas contienen información fiable y cuáles no. También puedes tener en cuenta una ventaja de estar bajo control médico con analíticas: que si surgiera alguna enfermedad, se detectaría rápidamente y se podria tratar a tiempo. Finalmente, recuerda que la ansiedad es una “trampa del cerebro”: hace que nos centremos más en lo negativo (lo que confirma los peores miedos) que en lo positivo. Es algo normal, nos ocurre a todo el mundo con cualquier clase de miedo. Sin darnos cuenta, distorsionamos lo que vemos. El tener en cuenta que la realidad acaba siendo menos negra, también ayuda a relajarse. Estas son unas indicaciones generales, que espero que te hayan ayudado aunque sea un poco. Sigo a tu disposición para resolverte cualquier duda.

  13. Hola! Hace 2 años estoy con este temor de tener cancer! Hace dos semanas tengo molestias en la garganta al tragar, lei que puede ser cancer de garganta, estoy muy aterrado! Tengo 22 años, no fumo, no tomo, tampoco tengo antecedentes de este tipo de cancer… no se que hacer.. siento que nadie puede ayudar.

    1. Hola Lucas. Muchas gracias por su comentario. Las molestias al tragar se pueden deber a muchas cosas. La mayoría de ellas son leves y se pasan solas o con un tratamiento muy simple. En este caso el médico puede explicarle cuál es la causa de su molestia (a pesar de que hay personas que tienen miedo de ir al médico, precisamente por si van a darles una mala noticia). Para manejar el miedo al cáncer es clave saber si las explicaciones del médico le han convencido o no. Con sus hábitos de no fumar y no tomar, y su edad, es muy poco probable que se trate de cáncer. Además, mantener estos hábitos le ayudará a prevenir este mismo riesgo en el futuro y es algo que está en sus manos. En resumen: Ir al médico para descartar que se trate de cáncer y mantener un estilo de vida saludable le puede ayudar a reducir el miedo. Sigo a su disposición para resolverle cualquier duda!

  14. Hola!
    De siempre he tenido miedo a morir pero iba a temporadas, un mes con la paranoia y años sin pensar…pero este año que me esta empezando a ir todo bien en la vida , cada molestia, pequeño cambio lo asocio a cáncer, trabajo en la rama sanitaria y cada vez que hay un caso estoy viendo que cada vez me obsesiono más, a veces hasta me despierto porque he soñado que tengo cáncer y la angustia que ello conlleva.
    Últimamente no hay día que no piense en ello, estoy angustiada y no disfruto al 100% de la vida siempre con el mismo pensamiento, me estoy planteando hasta dejar mi trabajo debido a la angustia que me produce ya no sé que hacer.
    Gracias de antemano

    1. Hola Alexsandra. Muchas gracias por tu comentario. Comprendo esta preocupación: al saber que el cáncer es una enfermedad grave, es normal que nos preocupemos por si la tenemos. Cada tipo de cáncer tiene sus síntomas, y muchos de estos síntomas se confuden con los de otras enfermedades más benignas. Incluso algunos podemos tenerlos sin tener ninguna enfermedad: molestias digestivas por alguna digestión pesada, un dolor, etc. Prestarles atención a estos síntomas hace que los notemos más, con lo cual, si cuando notamos algo nos ponemos a pensar en otra cosa y el síntoma desaparece, significa que no era nada grave. Otra cosa sería si fuera persistente, con lo que ya sí que deberíamos consultar. También puede intentar moverse en un punto de equilibrio entre aceptar que el cáncer, efectivamente, se puede producir, y que hay formas de prevenirlo: mantenerse sin fumar ni beber alcohol, llevar una dieta equilibrada con pocas grasas animales y mucha fruta y verdura, hacer ejercicio y no exponerse al son sin protección. A muchas personas que les da miedo tener cáncer es porque piensan que no pueden hacer nada para evitarlo, pero con este estilo de vida el riesgo baja notablemente. Es una forma de darnos sensación de control: podemos hacer estas cosas para reducir la probabilidad, aunque nunca la eliminaremos del todo. Cambiar de trabajo puede ser una solución aunque, de entrada, le sugeriría que pidiera un cambio dentro de su propia empresa (es decir, hacer tareas distintas en el mismo sitio). Puede que así reduzca su ansiedad sin verse en la situación de tener que buscar trabajo de nuevo.

      Estas son un par de indicaciones, lo que se puede decir de forma abierta. Espero haberla ayudado aunque sea un poco. Si lo desea podemos profundizar más en lo que siente y en cómo podemos reducir la ansiedad. En cualquier caso, sigo a su disposición para resolverle cualquier duda.

  15. hola mi nombre es luis y tengo 17 hace como 3 semanas me dio diarrea y ayer me dieron agruras y acidez y pues e buscado información en Internet y casi todo es como si fuera cancer porque cuando tengo algun síntoma reviso la información y ese síntoma esta relacionado con el cancer no se si es una obsesión a padecer cáncer de estomago porque hay mucha gente que tiene síntomas parecidos pero no tienen nada es normal pensar que cada malestar es como si fuera de cancer

    1. Hola Luis! Gracias por tu comentario. Los signos que describe, como la diarrea, las agruras y la acidez pueden darse por muchos motivos. Incluso es posible tenerlos sin padecer ninguna enfermedad relevante. El motivo por el que se encuentran tantos datos en internet sobre ello es más por la abundancia de información sobre el cáncer que por la posible relación entre esta enfermedad y los signos que describe. Es decir: hay mucha gente escribiendo sobre el cáncer en internet (profesionales, hospitales, gobiernos, etc) y esto hace que se encuentren muchas páginas. Pero no quiere decir que el riesgo de tener esta enfermedad por lo que le ocurrió a usted hace 3 semanas sea más alto. Además el cáncer de estómago a los 17 años es muy, muy poco habitual. Si volviera a ocurrirle su médico podría explicarle como tratarlo. Por supuesto es normal preocuparse por la salud, siempre que esta preocupación no sea demasiado intensa o nos dificulte las actividades del día a día.

      Sigo a su disposición para resolverle cualquier duda!

  16. Hola.yo estoy todos los días pensando que tengo cáncer.llevo con un dolor de espalda un año y en las radiografías me sale espalda algo desviada.pero pienso que es cáncer de pulmón o algo.no se como afrontar esto.

    1. Hola Lorena. Muchas gracias por tu comentario. Comprendo tu preocupación: el dolor es un síntoma que puede asustar y es normal que intentemos buscar su causa. El cáncer de pulmón tiene otros signos muy claros, como son la tos y la dificultad respiratoria. Además una radiografía da pistas sobre su existencia de manera que, cuando el médico las ve, decide hacer más pruebas. Lo que puedes hacer es preguntar al médico si el hecho de tener la espalda algo desviada es la causa del dolor, y cómo se puede aliviar. Y a partir de aquí, dependerá de si esta información te ha ayudado a calmar este miedo. Es posible que dejes de pensar en la posibilidad de tener cáncer de pulmón, o puede que aún así sigas pensándolo. En tal caso podríamos ver qué está causando este miedo para aliviarlo. Encontraremos una solución.
      Sigo a tu disposición para resolverte cualquier duda!

  17. Buenos días. En el pasado fui fumador de pipa, y tiempo después, por la lectura casual de un artículo sobre cáncer de labio o de boca alimenté una obsesión por esta enfermedad; esta enfermedad, con el tiempo, fue sustituida por la obsesión de haber contraído cáncer… por efecto mismo de esa obsesión. No sé si esto tendrá algo que ver con el hecho de que padezco trastorno obsesivo-compulsivo. Muchas gracias.

    1. Buenos días, Filomeno. Muchas gracias por su comentario. Efectivamente, puede estar relacionado con el hecho de tener un trastorno obsesivo-compulsivo: el pensamiento de tener cáncer puede ser recurrente y molesto y, a veces, ir acompañado de comprobaciones constantes (tocarse la boca, mirarse al espejo, etc) que sólo calman la ansiedad temporalmente. Si esto se convierte en algo problemático existen tratamientos eficaces. Un seguimiento médico normal (lo que llamamos “chequeos”, de vez en cuando), puede ser suficiente. Y si detecta alguna anomalía, el médico podrá valorarla. De todos modos, en la mayoría de ocasiones en que se sospecha que pyede haber un cáncer de boca, acaba siendo una falsa alarma.

      Sigo a su disposición para resolverle cualquier duda!

  18. Buenas tardes.
    Mi miedo surje hace 1 año , edad q tiene mi hijo pequeño( tengo otro de 3 años) es panico a tener cancer de mama… me hice una ecografia hace 1 año y todo bien.. revisiones por mi ginecologa.. analitica hace unos meses todo bieb.. en realidad cualquier sintoma lo asocio con camcer.. me duele el estomago.. tendre camver d estomsgo… pero el q mas pienso es el de mama.. tengo wl pecho fibroquistico y de ahi q tenga nodulos…pero sin exagetar me puedo tocar los nodulos 10 veces o mas al dia para comprobar si algo ha cambiado.. si me duele mas o menos.. etc..
    Estoy amargada.. porque no soy nada feliz.. estoy convencida de q tengo algo malo!… pocos ratos me convenzo de q estoy bien y soy super feliz( 20 minitos..
    Quozas solo) pero en seguida vuelve la idea mala a la cabeza… podria ir hacerme una eco pero es PANICO LO QUE TENGO A Q ME DIGAN ALGO MALO.. Q EVITO IR.. en este año por doferentes razones.. mareos.. taquixardias.. etc he jdo a mas de 15 medicos.. todos por suerte sin diagnoaticos malos… que hago?? Como puede ayudarme?? Tendria consultas on line? Gracias

    1. Hola Marias,

      veo que está preocupada por el riesgo a sufrir cáncer (sobre todo, cáncer de mama). El riesgo general está establecido en que 1 de cada 9 mujeres tendrá cáncer de mama en algun momento de su vida (o sea, la probabilidad es del 11%). Luego puede subir o bajar según si hay antecedentes familiares, de la dieta, de haber tenido hijos o no… En esta página puede encontrar más información sobre estas probabilidades.

      Ante el miedo a tenerlo, lo que sería interesante saber es si una visita médica para hacerse una mamografía le ayudaría a calmar este miedo. La gran mayoría de mamografías salen negativas (es decir, sin resultado de cáncer).

      Si quiere podemos hacer una consulta online (por ejemplo, mediante Skype) y podemos hablarlo más tranquilamente y con toda confidencialidad. Este miedo es más habitual de lo que parece, pero la mayoría de veces se puede resolver. Recuerde que la primera visita siempre es gratuíta. Si lo desea puede mandarme un email a info@psicologiaencancer.com, o podemos hablar por teléfono o WhatsApp al (+34) 644 29 87 59. Estaré encantado de ayudarla en todo lo que pueda.

      Muchas gracias por su mensaje!

  19. Buenos días. Yo sufro esta fobia pero a temporadas. Y cuando estoy inmersa en ella no puedo ni ir a hacerme una analitica. Ahora mismo padezco de ir al baño con diarrea y normal todo juntoen una sola vez. Pues es pánico lo que me entra de tener un polipo o un cancer. No puedo enfrentaeme a ello. Si bien es cierto que estoy pasando una mala época personal y estoy nastante triste ya que tengo una hija mayor que nos lleva por la calle de la amargura. Siento ésta buena chica pero a raiz de acudir ella a una psicóloga pues no quiere tratar con su familia ni de lejos vomo si todo su problema fueramos sus padres que tanto la han ayudado y a los que ella tanto admiraba. En fin, siento la molestia. Reciban un cordial saludo.

    1. Buenos días Emilia, ¡su comentario no es ninguna molestia! Al contrario. Le agradezco mucho que haya leído este artículo. Hay personas que cuando estan ansiosas por cualquier razón les sale en forma de diarrea. En este caso lo mejor es beber muchos líquidos para remediarlo y, aparte de eso, intentar resolver el problema que causa esta ansiedad. Comenta que su hija ha ido a una psicóloga y que, a raíz de ello, se ha distanciado de ustedes (sus padres). Lamento esta situación y comprendo que debe estar causándoles un gran sufrimiento. Quizás puedan hablar con esta psicóloga para ver como se puede remediar. Habitualmente se trata de problemas de comunicación, en los que nadie tiene la culpa de nada, pero aumenta esta distancia.

      En relación a la fobia, es cierto que cuesta enfrentarse a las visitas médicas cuando hay este miedo. Si se lo comenta a su médico, probablemente le dirá que le ocurre algo parecido a mucha gente. Por otro lado es bueno tener en cuenta que sólo en una minoría de casos una analítica da como resultado que se trate de un pólipo o un tumor. Incluso cuando hay sospechas serias de que sea un cáncer, muchas veces acaba siendo otra cosa más leve. Por otro lado la analítica puede revelar otras dolencias que se pueden tratar para mejorar la salud. Incluso llegado al extremo de que fuera un tumor, precisamente es el hecho de haberlo detectado a tiempo lo que aumenta la probabilidad de curarlo.

      Deseo que pueda mejorar su situación y la de su familia y, por supuesto, sigo a su disposición para ayudarla en lo que pueda. ¡Muchas gracias por su confianza! 🙂

    1. Hola Hector,

      muchas gracias por tu comentario. Tener pensamientos sobre la enfermedad NO está relacionado con desarrollarla. Para tener esta enfermedad se necesitan varias mutaciones genéticas, y estas mutaciones no pueden proceder de pensamientos o ideas. Si necesita usted alguna otra aclaración, sigo a su disposición!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.